EN EL IFE: ALERTA CONTRA LA TENTACIÓN DE FRAUDE


En algunos medios de comunicación circuló la discusión que se tuvo al seno del IFE entre consejeros y representantes de los partidos para diseñar mecanismos en contra de un posible fraude. Tomamos de Reforma la siguiente nota:

El Consejo General del IFE aprobó mecanismos para prevenir la compra, inducción y coacción del voto, entre los que destacan dar facultades a los presidentes de casilla para llamar a la fuerza pública en caso de ubicar un grupo de personas que a 50 metros realice propaganda o lleve a cabo estas prácticas.

Durante cuatro horas, los partidos y los consejeros discutieron la posibilidad de que se prohibiera a los ciudadanos portar dispositivos que permitirían tomar fotografías de la boleta, como prueba de que votaron por un partido que pagó por el voto.

El PAN y los partidos que integran el Movimiento Progresista advirtieron su preocupación por la compra de votos y pidieron al IFE garantizar que no se darán estas prácticas y se cuidará la secrecía del sufragio.

El representante del Poder Legislativo, Pablo Gómez, destacó que los consejeros viven en un País que no existe, pues en algunos lugares, sobre todo donde existe pobreza, hay compra de votos, “operación tamal” (regalar comida a cambio del voto) y compra de funcionarios de casilla.

Añadió que existe la posibilidad de fraude y que no pueden negarlo.

“‘La operación tamal’ no ha sido eliminada, sabemos que existe y cómo opera, queremos que haya las garantías, porque parece que las autoridades electorales son felices pero hablan de un país que no existe”, indicó.

En tanto, el representante del PAN, Agustín Castilla, destacó que a pesar de que confían en las autoridades, sí están preocupados porque en estados gobernados por el PRI se dé la coacción del voto.

En respuesta, el representante del PRI, Sebastián Lerdo, dijo que estas teorías de complot son de un candidato fracasado que un día amanece amoroso y al día siguiente advierte fraude.

“El PRI no necesita, ni va a permitir un voto al margen de la ley, vamos a defender cada uno de los votos, nos favorezcan o no nos favorezcan, ésa es una actitud democrática”, mencionó.

El IFE discute medidas para conservar la secrecía del voto, entre las que destaca la prohibición para violar esta secrecía a través de dispositivos electrónicos.

El PRI destacó que “catear” a los ciudadanos antes de acudir a las casillas no está contemplado en la ley porque el bien jurídico a tutelar es el ejercicio del voto libre y secreto sin presión alguna.